Twitter listo para ingresar a la Bolsa de Valores de Nueva York

Twitter ofrecerá públicamente sus acciones este jueves en la Bolsa de Valores de Nueva York. Este acto equivale a madurez en el mundo tecnológico pues busca convencer a inversores de que el producto está desarrollado, tiene una base sólida de usuarios y éxito a la vista.

¿Logrará convencerlos?

Hace cinco años cuando trataba de explicar qué era Twitter y para que servía la respuesta era común: "no entiendo de qué se trata" o "no me interesa saber lo que la gente está haciendo". Hoy, tratar de explicarlo sigue siendo una tarea ardua.

Twitter es lo que nosotros queramos hacer de él.

En su definición más amplia Twitter es una plaza pública en donde ocurre una conversación global en forma permanente y en tiempo real. Algunos usuarios toman el micrófono para contar qué está pasando, otros lo hacen para propagar noticias, algunos para comentar un programa de televisión y muchos más simplemente están parados escuchando las conversaciones, sin involucrarse.

Otros, los más jóvenes, gustan de gritar de una esquina a otra de la plaza su lealtad hacia su artista juvenil favorito.

Pero ahí yace una de las virtudes del sitio. Lo que cada quien escucha en su plaza pública depende de las personas a las que siga, así que para lograr una experiencia enriquecedora no hay nada como tomarse el tiempo para seguir a gente que hable de cosas que nos interesan. Seguir y dejar de seguir a alguien es un acto de libertad.

Twitter se está esforzando por explicar a la gente que aún no lo usa de qué se trata su servicio. Esta semana publicaron una nueva sección llamada "clic Descubre Twitter" para tratar de hacer más sencillo su mensaje.

En el fondo la red social de microblogs está tratando de convencer a los que tienen dinero de que puede crecer aún más y atraer a nuevos usuarios, Constantemente se le compara con Facebook. Aquella red tiene 1.000 millones de usuarios activos, mientras que ésta roza los 300 millones.

Y quizá sea una comparación injusta. Uno de los beneficios de Twitter es el impacto que genera más allá de los sitios de noticias. Tanto canales de televisión como sitios de noticias usan constantemente información de esta red y, a diferencia de Facebook, no hay que estar registrado en el sitio para leer tuits por lo que podría haber más usuarios de los que se cuentan.

Su camino hacia la bolsa de valores parece estar dictado por una serie de cambios que han ocurrido en la plataforma en los últimos días. Las fotos y Vines (videos de 6 segundos) ahora aparecen en forma automática en los tuits, cuando antes había que hacer clic en un vínculo.

En otro cambio los botones para marcar un tuit como favorito, retuitear a alguien y responder a un tuit aparecen directamente en la cronología de los usuarios. Los cambios, evidentemente, pretenden hacer más simple el uso de la red social para quienes aún no la emplean.

En lo que a los inversionistas se refiere, la estrategia parece estar funcionando. El estimado valor de sus acciones se incrementó de US$17-US$20 a US$23-US$25 en los últimos días. Ese nuevo precio valúa a Twitter entre US$12.760 y US$13.870 millones.

Las empresas que pronostican el futuro tecnológico creen que el ave azul podrá alcanzar ingresos (sobre todo a través de tuits y tendencias promocionadas) por US$582 millones en 2013 y US$1.000 millones en 2014, De ser cierto, sería una gran noticia para un proyecto que desde 2010 opera en números rojos con pérdidas de US$440 millones.

El éxito de Twitter dependerá de sus usuarios. Hasta ahora los grandes logros de la red social de microblogs han sido inventados por sus seguidores.

Fueron ellos los que crearon el uso del símbolo @ para responder a un tuit, que comenzaron a emplear el símbolo # para etiquetar tuits con el mismo contenido y que marcaron un RT para indicar que estaban retuiteando lo que otro usuario había dicho.

Los éxitos y fracasos de Twitter se ventilan públicamente y sus usuarios suelen vociferar su desagrado cuando el sitio introduce un cambio. En sus primeros años cuando el sitio se caía aparecía la ballena #Fail que pronto se volvió un ícono de fracaso y se replicó en camisetas y carteles.

Hace tiempo que no aparece y Twitter desea que las cosas continúen por esa senda. Los inversionistas esperan.

Fuente: [BBC Mundo]

Comentarios

Entradas populares de este blog

Tatuaje produce energía con sudor de la persona

Crean juego 3D sin video

Pequeños robots que trabajan junstos para formar figuras