Usuarios de software libre acusan a Microsoft de no permitir otros SO junto a Windows 8

Pertenecen al grupo español Hispalinux y llevaron a la Comisión Europea su queja formal por la aplicación del sistema de arranque seguro UEFI en Windows 8, que obliga a solicitar “permiso” a la firma de Redmond para instalar otro sistema operativo en la PC.

Un documento de 14 páginas, respaldado por los 8.000 integrantes de Hispalinux, llegó ayer por la mañana a la oficina madrileña de la Comisión Europea. El grupo de usuarios de software libre español presentó así su queja formal contra Microsoft por una característica de Windows 8 que dificulta la instalación de otros sistemas operativos.

Específicamente, Hispalinux hace referencia al sistema de “arranque seguro” Unified Extensible Firmware Interface (UEFI) implementado en la última versión del sistema operativo de Redmond. El agregado sirve para bloquear intentos de infección a bajo nivel, aumentando la seguridad del sistema operativo.

El inconveniente de los usuarios de software libre es que al arrancar el equipo, Windows 8 bloquea todo software que no esté “certificado” por Microsoft. Esto significa que cada persona que instale un segundo sistema operativo en una PC con Windows 8 debe solicitar una clave al gigante del software que le permita accederlo y utilizarlo.

José María Lancho, presidente de Hispalinux, plantea que la decisión de Microsoft de incorporar UEFI en Windows 8 provoca “una cárcel tecnológica de facto para los sistemas informáticos de arranque (…) lo que hace a la plataforma Windows de Microsoft menos neutral que nunca.

“Esto es absolutamente contrario a la competencia”, agrega Lancho. “Es muy malo para el usuario y para la industria europea del software”.

El grupo de usuarios de GNU/Linux espera que su pedido genere una investigación de la Comisión Europea (CE), el organismo antimonopolio de la Unión Europea.

Microsoft cuenta con un amplio historial en la CE. En la última década, la firma de Redmond ha enfrentado multas por 2.200 millones de euros por haber sido encontrada culpable de acciones monopólicas en diferentes casos.

El más reciente es de principios de este mes, cuando la CE le impuso el pago de u$s731 millones por haber incumplido una sanción que la obligaba a ofrecer a los usuarios de Windows la instalación de otros navegadores web en sus equipos aparte del nativo Internet Explorer.

Fuente: [Dattatec]

Comentarios

Entradas populares de este blog

Tatuaje produce energía con sudor de la persona

Crean juego 3D sin video

Pequeños robots que trabajan junstos para formar figuras